Compartir

El trastorno de la personalidadse define como un patrón permanente de experiencia interna y de comportamiento que se aparta de las expectativas de la cultura en la que está el individuo (American Psychiatric Assoation, 1994). Normalmente estos trastornos se desencadenan en edad temprana y siguen durante la edad adulta.

El trastorno límite de personalidad es un trastorno mental caracterizado por la dificultad en la regulación de las emociones. Esta dificultad provoca cambios sobre todo en el estado de ánimo. Tienden a ser mas impulsivos e inestables, tener problemas de autoimagen y relaciones impersonales inestables. El TLP se considera uno de los trastornos más graves.

La prevalencia se estima que el 1,6% de la población tiene TLP. Casi un 75% de las personas diagnosticadas con este trastorno son mujeres, pero investigaciones recientes sugieren que el porcentaje de hombres afectados puede igualar al de las mujeres. Esto se podría explicar por que las mujeres suelen buscar tratamiento mas a menudo que los hombres y por lo tanto, se diagnosticarían más

Los síntomas más comunes són:

  1. Relaciones interpersonales inestables: pasar de “lo amo” a “lo odio”
  2. Ansiedad ante la separación (necesidad de dependencia y protección)
  3. Autoimagen distorsionada e inestable que afecta al estado de animo.
  4. Problemas de identidad. Dificultad por saber quienes son y dar coherencia a su vida
  5. Conductas impulsivas que pueden tener resultados fatales
  6. Comportamiento suicida y automutilación
  7. Sentimientos crónicos de aburrimiento o vacío
  8. Ira inapropiada, intensa o incontrolable
  9. Variabilidad del estado del ánimo. (momentos de euforia y momentos de irritabilidad y autodestructivos)
  10. Síntomas disociativos: desconectarse de los pensamientos o sentimientos de identidad o tener sensación de estar “fuera del cuerpo”

Las “causas” de este trastorno:

  1. Genéticas: El TLP es aproximadamente cinto veces más común entre las personas que tienen un familiar de primer grado con el trastorno
  2. Factores ambientales: Las personas que experimentan acontecimientos traumáticos en su vida tienen mayor riesgo de desarrollar el trastorno. Como por ejemplo, sufrir un abandono o miedo al abandono en la niñez o en la adolescencia. Tener una vida familiar disociativa o sufrir abuso sexual, físico o emocional
  3. La función del cerebro: La forma en la que funciona el cerebro es a menudo diferente en las personas con TLP, lo que sugiere que existe una base neurológica para algunos de sus síntomas

Tratamiento:

  1. Psicoterapia: terapia dialéctica conductual, terapia cognitiva conductual, reestructuración cognitiva y terapia basada en la mentalización.
  2. Medicación: No existe medicación específica para el tratamiento de síntomas como el vacío, el abandono y la alteración de la identidad, pero puede ser útil el tratamiento de otros síntomas como la ira, la depresión y la ansiedad
  3. Hospitalización: Cuando la psicoterapia y la medicación no son suficientes, puede ser necesaria la hospitalización. Importante para evitar autolesiones y pensamientos suicidas.

Una adecuada atención terapéutica durante la juventud, que es la época mas turbulenta de estos pacientes, hace que disminuyan las conductas de suicidio, la autodestrictuvidad y los problemas interpersonales

Como ayudar a una persona que tiene TLP:

  1. Estate por ella
  2. Intenta tener gestos amables
  3. No juzgues ni critiques
  4. Evitar la sobreprotección
  5. No minimices el dolor
  6. Evita dar consejos
  7. Evita hacer comparaciones
  8. Infórmate sobre el TLP
  9. Se paciente con ella

Dejar una respuesta